Cómo adelgazar con agua de avena

La avena es uno de los cereales más saludables, versátiles y exquisitos que se conocen. Sus copos nos permiten elaborar una bebida tan deliciosa como saludable, conocida como agua de avena, fuente inagotable de vitaminas, proteínas y nutrientes.

tripa-perder-peso-deporteInfinidad de nutricionistas y dietistas han puesto de relieve las asombrosas propiedades de la reina de los cereales: vitaminas B9, B6 y B1, magnesio, zinc, fósforo, ácidos grasos y un altísimo contenido en fibra, que lo convierten en un aliado sin igual para combatir dolencias intestinales y cardiovasculares, trastornos digestivos y problemas con el colesterol. Asimismo, también ha demostrado su eficacia contra los reumatismos, la diabetes o determinadas enfermedades nerviosas y cancerígenas. Más allá de sus propiedades terapéuticas, la avena también destaca por sus propiedades depurativas y adelgazantes.

Por este motivo, el salvado, este cereal milenario, es el complemento perfecto para millones de atletas y deportistas. Su increíble aporte de hidratos de carbono, vitaminas y grasas insaturadas ayuda a regular el metabolismo, optimizar las funciones neuromusculares y, por supuesto, equilibrar el peso corporal.

En este artículo te descubriremos cómo elaborar este remedio natural, además de explicarte cuáles son sus beneficios y cómo hacer agua de avena para adelgazar de manera rápida y seguda.

Cómo preparar agua de avena: Receta paso a paso

A diferencia de otras recetas, preparar tu propia agua de avena es sencillo, económica e incluso divertido. Tan sólo necesitarás algunos utensilios e ingredientes, accesibles a todos los consumidores:

  • Un vaso de avena (100 gr apróx.)
  • Dos litros de agua mineral.
  • Jengibre, miel al gusto o canela en rama como acompañamiento.
  • Un colador
  • Una batidora o similar

A continuación, sigue estos pasos para obtener una leche de avena sabrosa, saludable y muy nutritiva:

Paso 1. Tras añadir tus 100 gr de avena y un vaso de agua (250 ml apróx.) a la batidora, mézclalos hasta conseguir una solución homogénea. Seguidamente, incorpora el agua mineral restante y vuelve a licuar la mezcla. 

Paso 2. Ahora es el momento de saborizar nuestra avena. Para ello, añadiremos una ramita de canela, extracto de vainilla, jengibre, azúcar o miel. Conviene señalar que, si deseas expresamente adelgazar, estos dos últimos condimentos deberán ser desterrados por su alto contenido calórico.

Paso 3. Por último, colaremos el producto resultante para conseguir una bebida más ligera y sabrosa.

¡Listo! Incorporar esta leche de avena a tu dieta te aportará incontables beneficios. Para conservar todas sus propiedades durante una semana, guardarla en la nevera es la opción más sensata, especialmente durante el periodo estival.

¿Cómo tomar el agua de avena en la dieta?

Al igual que sucede con el jugo de limón, tomar nuestra agua de avena en ayunas es altamente recomendable. Antes de almorzar y de cenar, nuestro organismo está predispuesto a la absorción de los nutrientes de este cereal, por lo que su poder depurativo será mucho mayor. Asimismo, deberemos tomarla cada día, para sacar el máximo partido a sus beneficios.

Repasando los beneficios del agua o leche con avena. ¿Para qué sirve?

Como te demostraremos a continuación, los beneficios del agua o leche con avena son ilimitados, y tendrán un impacto positivo en personas con trastornos intestinales o cardiovasculares, bajas en fibra o problemas de peso.

Purgador intestinal:

Gracias a la presencia de aminoácidos y otros elementos en su composición, la avena favorece la síntesis de lecitina, responsable de depurar nuestros órganos y mejorar las funciones del apartado digestivo.

Alto contenido en fibra:

Su alto contenido en fibra hace de la avena un excelente remedio contra el estreñimiento, motivo por el que numerosos productos de pastelería y bollería lo emplean entre sus ingredientes. Como es natural, la avena integral conlleva mayores aportes de fibra.

Evita afecciones cardiovasculares:

¿Sabías que la avena regula los niveles de colesterol en sangre? La presencia de ácidos grasos esenciales, como el Omega 3 y el Omega 6, y de fibra dietética natural favorecen la disminución de tasas de colesterol plasmático, siendo realmente beneficiosos para el corazón.

Usos cosméticos:

Pero la avena también es un poderoso cosméticos natural. Gracias a su acción limpiadora, humectante, exfoliante y purificante, podemos incorporarla al baño y al champú, elaborar mascarillas faciales y anti-edad o utilizarla contra el acné, las irritaciones y otras anomalías del cutis.

Bajo nivel calórico:

La avena ayuda a perder peso gracias a su escasez de azúcares y calorías. Su aporte de vitaminas del grupo B es excelente para afrontar esfuerzos tanto físicos como psíquicos. La presencia de proteínas, grasas saludables, minerales y oligoelementos también contribuyen positivamente.

¿Cuál es la razón de que ayude a adelgazar tan rápido?

Los amantes del fitness reconocen en la avena un alimento milagroso. Su acción depurativa, por ejemplo, limpia las arterias y evita la acumulación de depósitos de grasas. Vale la pena mencionar, además, que es un saciante natural, lo que sumado a su escasez de calorías, alivia enormemente la sensación de hambre sin restablecer esos kilitos que tantos trabajo nos cuesta perder. Esta es básicamente la razón por la que se ha hecho tan popular en las dietas.

Adicionalmente, conviene señalar las contraindicaciones del agua de avena y de cualquiera remedio derivado de este cereal. En personas alérgicas, por ejemplo, puede tener efectos adversos, así como en los celíacos que lo consuman en cantidades significativas. Asimismo, recomendamos consumir cantidades sensatas de avena, pues el abuso puede conllevar malestar abdominal y dolores de cabeza.

A continuación te dejamos un vídeo resumen donde se explica un caso de éxito:

Desde luego, la avena tiene muy pocos «peros» y sus beneficios son incontables. ¿Te ha gustado el artículo? Puedes descubrir muchos más en nuestra categoría de remedios caseros para la salud.

Leave a Reply